Clientes reales y clientes potenciales

CLIENTES REALES y CLIENTES POTENCIALES

 

Esta segmentación ayudará al mercadólogo a planificar e implementar actividades con las que la empresa u organización pretenderá lograr dos objetivos que son de vital importancia:

  • Retener a los clientes actuales.
  • Identificar a los clientes potenciales para convertirlos en clientes actuales.

Las empresas u organizaciones que tienen ya cierto tiempo en el mercado suelen tener una amplia variedad de clientes.

Comencemos por identificar estos dos tipos de clientes en nuestra empresa.

Los clientes reales: Son aquellos, ya sean personas u organizaciones, que le hacen compras a la empresa de manera constante o en fechas recientes. Estos clientes generan el volumen de ventas actuales. En otras palabras, son la fuente de ingresos que percibe la empresa en la actualidad y es la que le permite tener una determinada participación en el mercado, además de la posición actual en él.

Los clientes potenciales: Es toda aquella persona, empresa u organización que puede convertirse en un cliente de tus productos y/o servicios. Este tipo de personas u organizaciones reúne una serie de calidades que les hace más propensos a interesarse por lo que es una marca o una empresa. Por potencialidad entendemos que es: tener la posibilidad de realizar o conseguir algo que aún no se ha logrado. De la empresa va dependiendo si se logra.

Algunas estrategias para obtener más clientes reales.

  • Investiga profundamente a tu competencia.
  • Identifica lo que en realidad funciona de tu estrategia.
  • A tus clientes potenciales, dales una “probadita” de lo que ofreces.
  • Para cerrar la venta, ofrece algo adicional.
  • Prueba algo nuevo periódicamente.
  • Conoce a tus mejores clientes. Escúchalos.
  • Ten siempre una buena imagen de tus productos y/o servicios.